Los orígenes del kitesurf

Material indispensable para hacer kitesurf
7 noviembre, 2016
Los mejores restaurantes en Tarifa
¿Dónde comer en Tarifa?
28 febrero, 2018
Show all

Los orígenes del kitesurf

El kitesurf es un deporte joven. El nacimiento de esta modalidad como deporte es reciente, pero el hecho de navegar sobre el agua mediante una cometa propulsada por el viento tiene un origen histórico que data de muchos siglos atrás. Los primeros datos sobre este tipo de navegación se sitúan entre los siglos XII y XIV. Durante este período algunos pescadores de Polinesia, China e Indonesia utilizaban la cometa como forma de propulsión para desplazar sus embarcaciones.

Esta forma de navegación se empleaba como medio para subsistir, ya que sin ella los pescadores no podían adentrarse en el mar. Pero si buscamos un origen del kitesurf como deporte debemos irnos hasta el año 1977. Fue en esta fecha cuando Gijsbertus Adrianus decidió juntar una cometa a una tabla de surf. El inventor patentó la idea. Una idea que le sirvió para que muchos le conozcan como el verdadero padre de este deporte.

Previo al invento de este modo de tracción hubo varios hechos históricos que hacían pensar que la cometa era una buena forma de navegación: además de los propios pescadores que utilizaban este sistema para moverse por el mar, Samuel Cody cruzó el Canal de la Mancha navegando con cometas en 1903 y Peter Powel navegó en pequeñas embarcaciones con cometas en forma de delta (1970).

Nuevas ideas

Al nombre propio de Gijsbertus Adrianus hay que añadir dos más: Bruno y Dominique Legaignoux, dos hermanos franceses que desarrollaron la primera tabla de surf empujada por una cometa que se despegaba directamente del agua. Por primera vez se patentó una idea (1984) que permitía al navegante alzar su cometa al vuelo desde el propio mar y sin necesidad de ayuda externa.

Realmente todos estos inventos estaban pensados para la navegación. De hecho, los propios hermanos pensaban utilizar este modo de tracción para remolcar barcos a los que se les hubiera estropeado el motor. Sin embargo, habían desarrollado el primer kitesurf de la historia.

El kitesurf, como deporte, surgió de la necesidad de buscar una alternativa al windsurf para los días de poco viento. Consistía en buscar una opción de entretenimiento que permitiera disfrutar del mar cuando las condiciones no fueran propensas a este deporte.

El impulso del kitesurf viene de la mano de grandes deportistas como Laird Hamilton, Manu Bertin o Robbie Naish. Cuando ellos comenzaron a practicar esta modalidad y a aparecer en catálogos y revistas realizando este deporte el público se interesó por él. El propio Naish llegó a asociarse con los hermanos Legaignoux para fabricar material de kite con su propia licencia.

La última fecha clave en la historia del kitesurf es 1998, año en el que se celebra la primera competición de esta modalidad acuática. Se produce en la isla de Maui, en Hawai. Por tanto, podríamos decir que tanto este lugar como Francia son las cunas de este deporte tal y como lo conocemos hoy en día.

Pero aún quedan muchas páginas por escribir en la historia del kitesurf…

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *